COLABORACIONES

Vince ¿LomBRADY?

Febrero 09, 2017


A pocos días que la temporada 2016-2017 de la NFL, haya llegado a su fin, es todavía difícil de digerir lo que pasó en el NRG Stadium de Houston y es que le cuento, la remontada de los Patriotas de Nueva Inglaterra comandados por el mejor quarterback de todos los tiempos (catalogado por los expertos) Tom Brady, fue como de cuento de hadas. Es más, el guión de la película “Un juego contra el destino” protagonizada por Dwane Jhonson, hubiera querido esta historia.

El análisis para los puristas del emparrillado pudiera tener muchas vertientes, que siguen siendo controversia y difícil de comprender lo que pasó en la edición 51 del SuperBowl.
Los Halcones de Atlanta con marca de 13-5 y con dos piezas claves en su rooster como Matt Ryan y Julio Jones, que venían haciendo las cosas muy bien ya desde la final de conferencia donde masacraron a los Empacadores de Green Bay por 44-21. Ryan tiró para 392 yardas y Jones a pesar de una dolencia en el pie izquierdo recibió 9 pases y anoto 2 touchdowns.
Sin duda Atlanta de haber seguido en la inercia del juego que venían desarrollando, eran los candidatos naturales para llevarse el campeonato y no acordarse de aquella final perdida del SuperBowl 33 frente a los Broncos de Denver de John Elway.

Por su parte el equipo antagonista de la NFL, ese equipo que pocos quieren y que muchos odian, los Patriotas de Nueva Inglaterra, dirigidos por Bill Belichick y teniendo entre sus filas desde el año 2000, al que es considerado ya por muchos expertos en la materia como el mejor jugador en la historia de la NFL, el mariscal de campo Tom Brady, ganador de 5 anillos de campeón, superando a leyendas como Joe Montana de los 49´s de San Francisco y Terry Bradshaw de los Acereros de Pittsburgh y empatando al linebacker Charles Haley de los Vaqueros de Dallas.

El partido comenzó con unos Halcones insistentes, fuertes en la ofensiva y siendo duros con Brady en la defensiva. Con un Matt Ryan lanzando bien, con Freeman y Hooper haciendo lodo por tierra y con la línea defensiva a tope, provocando que Brady fuera capturado en dos ocasiones antes de la primera mitad e incluso aceptó una intercepción y regreso de Alford que ponía el marcador 21-0 a favor de Atlanta, para que finalmente Stephen Gostkowsky le diera 3 puntos con un gol de campo a los Patriotas y concluyeran 21-3 al medio tiempo.
La segunda mitad, se anticipaba sería mágica, previa la participación de Lady Gaga en el show de half time y no desentonó para nada.

Cuando estaba en marcha el 3er cuarto un pase corto de Ryan para Coleman en la yarda 7, puso a los Halcones 28-3, después de convertir el gol de campo.
El escenario era prácticamente imposible de cambiar, no se veía por donde, con un Tom Brady anulado, sin carrera por tierra, sin juego por aire y en contraparte la defensiva de Atlanta apretando y golpeando cuando debería de hacerlo. El plato estaba servido, no habría 5to anillo para Brady.

Pero, no contaban con la magia que provocan las futuras leyendas (en ese momento), con la divinidad de alguien o no sé cómo llamarlo.
Rápidamente un pase de Brady tiene buen destino en manos de White y Patriotas se acerca 21-9.
La maquinaria “LomBradyana” empezó a engranarse y cuando ya habían recortado el marcador a solo 8 puntos, la obra de arte apareció, la jugada mágica se hizo presente, una recepción para la historia de Julian Edelman a pocos minutos de terminarse el juego que le permitió posicionarse a los Patriotas en zona de anotación y que haría válido White por tierra y después la conversión para que se empatará el juego 28-28.
Nadie, ni siquiera Vince Lombardi desde el más allá, se imaginarían lo que pasó, el trabajo ya estaba hecho, era solamente inercia para que Los Patriotas, ganaran el volado de los tiempos extras, empezaran con la primera ofensiva y terminarán haciendo el touchdown ganador a manos del mismo James White.
Lo que si vivió el pasado domingo es algo sin precedentes, sin duda, nadie hubiera notado si el nombre del trofeo se hubiera cambiado por Vince LomBrady, porque ya lo dijo él mismo “Ganar no lo es todo, es lo único”. HABLAMOS !!!!!!!

EDWIN MARTÍNEZ

¡ANÚNCIATE AQUÍ!