54.158.52.166

COLABORACIONES

TECOMÁN

Enero 22, 2018


José Luís Santana Ochoa


A pesar de que la administración municipal de Tecomán lleva años en quiebra financiera, conflicto sindical y deterioro de los servicios públicos que presta, hay valientes puestos y dispuestos a entrarle a la rifa del tigre que tendrá lugar el domingo 01/07/2018. Tres son los prospectos a relevar en el cargo de alcalde al muy desgastado José Guadalupe “Kid Lupillo” García Negrete: Santiago Chávez Chávez, Eloísa Chavarrías Barajas y Ernesto Orona Flores.
El diputado local de mayoría relativa y ex Oficial Mayor del H. Ayuntamiento de Tecomán en el gobierno de Héctor Raúl Vázquez Montes, Santiago Chávez Chávez, miembro de la misma familia política tecomense con la que tiene fuertes vínculos, afinidades e intereses comunes el disociado gobernador José Ignacio Peralta, sería abanderado por los partidos Revolucionario Institucional y Verde Ecologista de México. Antes de ser investido candidato, Don Santiago debe responder sin ambages a las graves acusaciones que sobre él pesan en el tema del supuesto fraude con lotes en la ampliación del Cementerio Municipal, amén de sus maromas con proveedores y demás yerbas que dio cuando se desempeñó como Oficial Mayor del H. Ayuntamiento de Tecomán en el trienio priista 2012/2015.
La coalición “Por México al Frente” conformada por los partidos Acción Nacional, Movimiento Ciudadano y de la Revolución Democrática, tiene en la ex diputada local y federal, ambos cargos ganados por la vía de la mayoría relativa, Eloísa Chavarrías Barajas, a su mejor carta. Ella acredita en su haber un trabajo político y social de muchos años en las colonias, barrios y comunidades del municipio que aspira gobernar los próximos tres años. Eloísa es la única que puede obrarles el milagro de recuperar de lo perdido por “Kid Lupillo” lo que aparezca.
Si obtiene la venia conyugal correspondiente, desde el sector social y empresarial es muy probable que incursione por primera vez en la arena política electoral el destacado agro industrial, Ernesto Orona Flores, quien después de una carrera exitosa como hombre de negocios trasladaría sus habilidades directivas al quehacer público en un cargo donde han dado buenos resultados otros agro productores como él que no se asusta de las embestidas del sicario sindical.
El gran reto de volver a poner al gobierno de Tecomán al servicio de su gente productiva y no al revés volteado, motiva a Orona Flores a dejar la seguridad de su actividad empresarial para asumir los riesgos implícitos en la política y el servicio público en general, y de manera especial tratándose de una administración municipal que demanda un nuevo trato con la contraparte sindical para volver a ser viable y sostenible. La economía tecomense no puede soportar más el enorme costo financiero de la excesiva carga laboral que a su ineficiente gobierno le ha impuesto el sicariato sindical.
Es altamente probable que del trío arriba mencionado surja el próximo alcalde de Tecomán cuyos electores podrán decidir entre dos políticos y un emprendedor, entre dos cuadros con carrera partidista y otro hecho en la brega de la producción, el financiamiento, la inversión, la creación de empleos y la comercialización. Santiago y Eloísa ya tienen claras las siglas y los colores partidistas que los abanderarán; Ernesto todavía no, pero de seguro, llegado el momento, no le faltará patrocinio partidista. Al tiempo.

EL ACABO

• Certero análisis sobre la protesta de Martha Zepeda Del Toro que acalambró a José Ignacio Peralta y su gavilla, ha hecho Adalberto Carvajal Berber, para quien “la administración de Ignacio Peralta debería responder al reclamo que la sociedad colimense le hace respecto a una situación que, más allá de expresiones artísticas, es real: la violencia asociada a la actividad delincuencial en el estado”; también, “construir una narrativa que le ayude a la población a entender qué es lo que está pasando. La versión que aparece en el mensaje gubernamental no es convincente; y reconocer que “a nadie se le escapa que la Procuraduría General de Justicia y la Secretaría de Seguridad Pública han fallado en su obligación de perseguir delitos como el homicidio, y confrontar a las organizaciones criminales”.
• A pesar de que tanto el Secretario de Seguridad Pública como el Procurador General de Justicia del Estado no sirven ni funcionan, José Ignacio los protege y solapa hasta la ignominia. ¿Por qué será?

.

JOSÉ LUIS SANTANA OCHOA

¡ANÚNCIATE AQUÍ!

54.158.52.166